29 septiembre 2011

San Mamés, la Catedral del fútbol


Con motivo del partido de la Europa League que hoy enfrentará en Bilbao a Athletic Club y PSG, hoy vamos a hablar del mítico estadio del club rojiblanco: Y es que se dice que quién quiera respirar fútbol en su más pura esencia que vaya a San Mamés. La catedral del fútbol, único estadio de España que ha acogido todas las ediciones de la Primera División desde su creación en 1928, y que en sus casi 100 años de historia ha sido testigo de grandes acontecimientos, de innumerables mitos y leyendas como Pichichi, Zarra, Gainza o Iribar.

Ante la creciente afición en Vizcaya y dada la lejanía del campo de Lamiako el club bilbaino buscó unos terrenos más apropiados para acoger el Campeonato de España de 1911. La directiva del Athletic, encabezada en aquella época por Pedro Astigarra, acepta la propuesta de la Sociedad de Terrenos de Neguri y construye un nuevo campo con el nombre de Jolaseta, sede del Athletic hasta 1913. El 10 de diciembre de 1912, la Junta General Extraordinaria del Athletic dirigida por su presidente Alejandro de la Sota, debatía la conveniencia de buscar nuevo emplazamiento al campo de los ya rojiblancos. Después de descartarse un primer proyecto en Indautxu, se encuentra ubicación en la prolongación de la Gran Vía de Bilbao, próximo al asilo de San Mamés, construido en los terrenos de una antigua ermita en honor a San Mamés de Cesarea y que contribuyó a la denominación del campo.

El diseño original del estadio es obra del arquitecto Manuel María Smith. La primera piedra se colocó el día 20 de enero de 1913, y su inauguración se produjo el 21 de agosto del mismo año. En el partido inaugural se enfrentaron el Athletic Club de Bilbao contra el Racing de Irún, en un partido perteneciente al torneo inaugural, en el que también participó el club inglés Shepherd's Bush FC. Históricamente se ha dado el primer gol en San Mamés a Pichichi. Sin embargo, la polémica nació muy pronto puesto que la 'Gaceta del Norte' indicaba que el autor del gol era Zuazo.

El aforo inicial era de 3.500 espectadores, pero a mediados de la década de 1920 se amplió hasta los 9.500 con la construcción de la Grada de Capuchinos, y las ampliaciones de la Tribuna y la Preferencia. A esta ampliación siguieron otras hasta situar la capacidad en 47.000 en el año 1952, con la construcción de la tribuna central, coronada por el arco que aún hoy es seña de identidad del estadio bilbaíno. Sus arquitectos fueron Carlos de Miguel, José A. Domínguez, Ricardo Magdalena y el ingeniero de caminos Carlos Fernández Casado. En 1957 se construyó la llamada Tribuna de Capuchinos (Tribuna Sur), en 1961 la de Misericordia (Tribuna Garay o Norte) y en 1972 la Tribuna Este, junto a mejoras en la iluminación del campo e instalación de la megafonía.

Para poder ser sede en el mundial de 1982, San Mamés hubo de hacer frente a numerosas reformas para mejorar los accesos y la visibilidad. La selección inglesa pudo presumir de estrenar el nuevo aspecto del campo y de llenar sus 46.223 localidades en la primera fase del mundial imponiéndose a todos los rivales que se le pusieron por delante en dicha fase, 3-1 a Francia, 2-0 a Checoslovaquia y 1-0 contra Kuwait. Y es que el aspecto inglés del estadio hizo que los británicos se sintieran como en casa.

En 1997 se eliminaron las vallas que separaban al público del terreno de juego y se suprimieron las 10.000 localidades de pie para adecuarse a la normativa FIFA. El aforo quedó de este modo reducido a las 40.000 plazas actuales.

Además del Mundial de 1982, previamente, en 1977, se celebró el partido de vuelta de la final de la Copa de la UEFA que enfrentó al Athletic, con la Juventus de Turín. El partido fue ganado por 'los leones', sin embargo, el valor doble de los goles fuera de casa dio la victoria a los italianos, que previamente habían vencido 1-0 en su estadio. También fue la sede de la fase final del Campeonato de España de 1921. En aquella época las fases finales de la Copa del Rey eran organizados en una sola ciudad, en este caso se disputaron las semifinales y la final del torneo, que fue ganada por el Athletic al imponerse por 4-1 al Atlético de Madrid. En los últimos años San Mamés ha acogido eventos musicales de gran calibre, en él han tocado artistas y grupos importantes como Bruce Springsteen, The Rolling Stones o AC/DC, quienes actuaron en Bilbao el 28 de junio del pasado año.

Aunque ya se está construyendo el Nuevo San Mamés, se prevé que el estadio llegue a ser centenario, puesto que la demolición se realizaría en el 2013, según las fechas con las que está trabajando el club rojiblanco. La construcción del nuevo estadio, obra del arquitecto Norman Foster y que recuerda mucho al Allianz Arena de Múnich, cumplirá los requisitos de la UEFA para ser un estadio 5 estrellas y tendrá una capacidad para albergar unos 58.000 espectadores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada