18 septiembre 2012

DE GUANTE BLANCO: Shilton


Los porteros de fútbol suelen ser bastante longevos como jugadores en activo. Hoy os traigo a uno de los legendarios de verdad, procedente del país que inventó el fútbol y que tuvo el dudoso honor de encajar los que, probablemente, sean los dos goles más famosos de la historia. Peter Shilton, eterno portero de la selección inglesa, durante casi 20 años, es el jugador inglés que más veces ha vestido la camiseta de de Inglaterra: un total de 125 veces.

Peter Leslie Shilton nació en Leicester (Inglaterra), el 18 de septiembre de 1949. Comenzó a jugar en la  King Richard III Boys School donde estudiaba y con 13 años pasó al Leicester City FC de su ciudad natal. Gordon Banks, entonces portero de 'los zorros' y de la selección inglesa, aconsejó a su entrenador subir a la joven promesa al primer equipo. En mayo de 1966, con 16 años, debuta con el primer equipo y, curiosamente, la explosión de Shilton acaba con el traspaso de Banks al Stoke City. Allí permaneció ocho temporadas, incluyendo dos (1969-70 y 1970-71) en la Segunda División, un paso nada agradable para un jugador que por aquel entonces ya era internacional. Incluso tuvo tiempo de marcar un gol con el equipo de su ciudad, el único en toda su carrera.

En noviembre de 1974 llegó a las filas del Stoke City FC. Su trayectoria en este modesto club del centro de Inglaterra fue bastante discreta. El conjunto 'potter' no logró buenos resultados y atraviesa una crisis económica, el entrenador Tony Waddington abandonaba el club tras diecisiete años en el banquillo del Victoria Ground, y los hombres, ahora dirigidos por George Eastham, descendieron a la Segunda División al finalizar la temporada 1976-77.

En 1977 fichó por el Nottingham Forest FC de Brian Clough y dejó atrás su oscuro pasado por el Stoke. Su traspaso batió récords en el mercado de fichajes. Clough apostó por él y formó un Nottingham Forest de auténtico ensueño. El Forest ganó la liga y la Copa de la Liga en la primera temporada de Shilton como guardameta del conjunto del City Ground. Shilton ganaba sus primeros títulos después de su travesía en el Leicester y el Stoke. La gloria llegó en los años siguientes, dos Copas de Europa seguidas que asombraron al mundo. Además ganaron la Copa de la Liga y la Supercopa de Europa, forjando su leyenda para siempre.

Las salidas de jugadores importantes y la mala relación de Clough con su ayudante, Peter Taylor, provocan la salida de Shilton, que en 1982 abandona el Forest para recalar en las filas del Southampton FC (a pesar del interés del Arsenal), donde permanece 5 años. Bajo la dirección de Lawrie McMenemy llegan (además de Shilton) Nick Holmes y David Armstrong que unidos al goleador Steve Moran y a Danny Wallace alcanzan el subcampeonato liguero en la temporada 1983-84 con tan sólo 3 puntos de diferencia con el Liverpool FC de Joe Fagan. En 1987 ficha por el Derby County FC con el que juega 175 partidos, viviendo una discreta etapa que incluye un descenso a la Segunda División en la temporada 1990-91.

En 1992 llega al Plymouth Argyle FC, donde permanece tres temporadas desempeñándose como entrenador-jugador. En 1995 comienza un periplo por algunos equipos ingleses en los que apenas juega (Wimbledon FC, Bolton Wanderers FC, Coventry City FC y West Ham United FC). En 1996 ficha por el Leyton Orient FC, equipo de la cuarta división inglesa en el que se retira un año más tarde, a los 48 años, habiendo disputado más de mil partidos oficiales en toda su carrera. A mediados de 2004, intentó de nuevo volver a jugar a fútbol e incluso entrenó algunos días con el equipo maltés Marsaxlokk FC, pero no llegó a debutar.

Tras 31 años como profesional, en el palmares de Shilton destacan 1 Liga de Segunda División (1970-71), 2 FA Charity Shield (1971 y 1978), 1 Liga (1977-78), 1 Copa de la Liga (1979), 2 Copas de Europa(1978-79 y 1979-80) y 1 Supercopa europea (1979). En la temporada 1977-78 ganó el 'Premio PFA al jugador del año' en Inglaterra, pese a que su equipo, el Stoke City descendió a la Segunda División. En 1986 fue nombrado por la Reina Isabel II como Miembro de la Excelentísima Orden del Imperio Británico, distinción que cinco años más tarde fue ampliada al pasar a ser oficial de la Orden.

En 1970, con 21 años, alcanzó la internacionalidad con Inglaterra, donde compartió vestuario con algunos de los héroes del Mundial de 1966, como Gordon Banks o Martin Peters. Durante unos años, cuando el entrenador de Inglaterra era Ron Greenwood, estuvo rotando el puesto de portero con Ray Clemence (del Liverpool y después el Tottenham Hotspur), y ya con Sir Bobby Robson en el banquillo inglés, logró la capitanía con Inglaterra. Shilton participó en las Eurocopas de Italia’80 y Alemania’88. Además jugó el Mundial de México’86. Es recordado por ser el portero al que Maradona marcó los goles conocidos como el 'Gol del Siglo' y 'La mano de Dios' en los cuartos de final de dicho Mundial. También jugó como titular el Mundial de Italia’90, a pesar de contar con 40 años, pero ante la imposibilidad de encontrarle un sustituto, Bobby Robson apostó por él como guardameta. Esa decisión perjudicó y mucho a los 'pross', su falta de reflejos condenaron a esa gran generación de futbolistas liderados por Lineker, Platt o Gascoigne. Su último partido como internacional, el 125, fue precisamente en Italia, en el encuentro por el tercer y cuarto puesto disputado ante los anfitriones en el estadio San Nicola de Bari.

Durante gran parte de su vida tuvo numerosos problemas con el juego y las apuestas. Ahora se dedica a dar charlas motivacionales y conferencias para toda clase de grupos y empresas. En su página web, se le define como uno de los "after dinner speakers" más populares de Europa y se emplaza a posibles interesados a requerir sus servicios si buscan "presentaciones personalizadas para maximizar resultados, conseguir objetivos corporativos, entender las presiones del mundo laboral y todo ello aderezado de entusiasmo y del humor inglés más fino".  Incluso participó en la versión inglesa de 'Mira quien baila' en 2010 con controvertidos resultados.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada